PAREMOS EL DESAHUCIO DE NUESTRO VECINO de MONCLOA JUAN

PAREMOS EL DESAHUCIO DE NUESTRO VECINO JUAN CARLOS!
C/ Martín de los Heros 25, 11 am

 

Desahucio a una persona enferma
El miércoles 23 de Mayo antes de la hora de comer Liberbank, agrupación bancaria configurada por Cajastur, Caja Extremadura, Caja Cantabria (que concedió el préstamo) y CCM, planea expulsar de su casa a Juan Carlos, un trabajador colombiano nacionalizado español que fue despedido de la Empresa de Trabajo Temporal en la que estaba debido a la crisis que las entidades financieras han creado. De nada sirve que Liberbank haya alcanzado en el primer trimestre del año un beneficio neto de 61,3 millones de euros, ni que sus cifras “reflejen tasas de rentabilidad adecuadas en términos comparativos”, o que sus reservas de liquidez, el fondo que cada entidad tiene para cubrir los imprevistos que puedan surgirle, superen los 4.400 millones de euros; no se puede permitir que ninguna persona deje de pagar una deuda que ha sido inflada para aumentar los beneficios bancarios y la nueva junta directiva nombrada el año pasado pueda continuar con sus millonarios planes de pensiones.
A la injusticia que supone ser víctima de un sistema bancario que hipoteca los sueños de las personas por el Euribor, se une la ignominia de expulsar a una persona enferma del único lugar que tiene para vivir. Juan Carlos sufre el síndrome de Guillén Barré: esta enfermedad, que comienza con un cosquilleo en las piernas, se propaga a brazos y torso llegando a paralizar a la persona hasta el extremo de que es incapaz de moverse y valerse por sí misma. Juan Carlos vive solo y sus vecinos y vecinas han sido testigos de las idas y venidas de las ambulancias que le llevaban y traían desde el hospital, los esfuerzos que los camilleros han realizado para subirle hasta su casa en el quinto piso sin ascensor del edificio donde se aloja y, cómo no, de la experiencia angustiosa que tiene una persona que precisa de la ayuda de las demás para poder tener una vida normal. Juan Carlos aún espera la contestación a su petición de la prometida ayuda de Dependencia, la cual, como un “sitio maravilloso de donde recortar” en palabras de Esperanza Aguirre, está en peligro de desaparecer al poco tiempo de echar a andar.
Sin dinero para poder pagar una nueva casa, ni mucho menos para pagar los honorarios del abogado que lleva su caso, el futuro de Juan Carlos está en vilo gracias a la fatalidad de una enfermedad y la falta de escrúpulos de una entidad bancaria que, aunque en este caso tenga el nombre de Liberbank, se acoge al llamado “Código de Buenas Prácticas”, el cual deja el 90% de las hipotecas en manos de los bancos que han recibido la ayuda en dinero público del Estado pero que la niegan a aquellas personas que no pueden valerse por sí mismas si no tienen dinero para pagar el fruto de su usura. Solamente falta saber si la presión popular permitirá a Juan Carlos el tiempo suficiente para volver a tomar las riendas de su vida en su propia casa o si Liberbank ejecutará otro desahucio más en la capital de España, despojando a otra persona de su vivienda.

Pedimos máxima difusión y asistencia al Stop Desahucios

Fuente: Asamblea Popular Moncloa. STOP DESAHUCIOS

Print Friendly, PDF & Email
Esta entrada fue publicada en PAH - Plataforma Afectados por Hipotecas. Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *